RUTA CARMEN ALTO-CALAMA

Publicado el 21/08/2014

El Ministerio de Obras Públicas realizó la entrega de la infraestructura preexistente de la Ruta 25 a la Concesionaria que desarrollará el proyecto de ampliación a doble calzada de este importante tramo. Actualmente la empresa efectúa labores de vigilancia, conservaciones y asistencia a la futura autopista.

La Sociedad Concesionaria San José Rutas del Loa S.A, conformada por la inmobiliaria Alto Andino y la constructora San José, a cargo del proyecto de mejoramiento y ampliación de la Ruta 25 denominado “Concesión Vial Rutas El Loa Sierra Gorda-Calama”, comenzó a realizar sus labores en terreno una vez que el Ministerio de Obras Públicas hiciera la entregara la infraestructura preexistente.

Así lo señaló el seremi del MOP, César Benítez, afirmando que la concesionaria comenzó a desarrollar labores de conservación, vigilancia y asistencia a la pista actual, para además, comenzar a desarrollar la ingeniería de detalle del proyecto definitivo, proceso que podría tardar hasta inicios del segundo semestre de 2015 cuando se comience con la ejecución de las obras propiamente tal, conforme a los plazos del contrato.

Benítez manifestó que es urgente que este tramo cuente con una doble calzada para terminar con las colisiones frontales, que en gran parte de los casos, tiene consecuencia de muerte. “Estamos muy preocupados por la cantidad de accidentes ocurridos en parte de la estructura vial de la región que actualmente sólo cuenta con una pista por sentido, por lo que para este Gobierno, sacar adelante un proyecto de esta naturaleza resulta prioritario y trabajaremos en él con la urgencia que requiere”, recalcó.

El proyecto de mejoramiento vial, cuya finalización se proyecta para el segundo semestre del año 2018, considera la ampliación a doble calzada en el tramo comprendido entre Carmen Alto (Bifurcación Ruta 5/Ruta 25) y la rotonda de acceso a Calama, en una longitud de 111 kilómetros.

La inversión es cercana a los $160 mil millones (UF 6.560.000) con un plazo de concesión de 420 meses (35 años), involucrando además la construcción de una variante a la ciudad de Calama por el sector oriente de la misma. Ésta unirá las rutas 25, 23, 21, 24 oriente y 24 poniente, sirviendo de alternativa de circulación para los vehículos pesados.

El perfil tipo para el proyecto, será una doble calzada de dos pistas por sentido del tránsito, con bermas de 2,5 m de ancho y mediana de 4 m a 6 m promedio. De igual modo, el proyecto contempla la conservación y mantenimiento, tanto de las obras nuevas como de las pre-existentes, en los sectores que se indique durante todo el período que dure la concesión.

Por otra parte, con la finalidad de cobrar a los usuarios por el uso de la infraestructura, la nueva autopista tendrá una plaza de peaje troncal con sistema de cobro manual.