Intendente Volta: “Hemos actuado con sentido de urgencia en caso de damnificados"

Publicado el 25/11/2014

* Se instaló albergue, comedor, baños químicos, se regularizan identidades y se terminó la limpieza del lugar siniestrado.

“Hemos actuado con sentido de urgencia en el caso de los 156 damnificados del campamento “Luz Divina” de Antofagasta, en su gran mayoría extranjeros. La desigualdad es especialmente crítica e intolerable para los más pobres, que se ven cotidianamente expuestos a las dificultades que trae consigo contar con escasos recursos económicos para satisfacer las necesidades básicas de sus familias. Pero, es también crítica para muchos extranjeros que se encuentran en una situación de extrema vulnerabilidad ante la incertidumbre y la falta de redes de apoyo, la enfermedad o cualquier otro gasto no planificado que se convierte en un temor permanente a lo que pueda deparar el futuro”

Estamos en la etapa del trabajo humanitario en un sector de toma irregular. Ya se terminó la labor de limpieza con maquinaria del Ministerio de Obras Públicas; los voluntarios de INJUV en recolecciones de ayuda; Justicia está en el proceso de sacar documentación en el Registro Civil y la PDI; se instalaron baños químicos, es decir, las soluciones a 48 horas del siniestro están a la vista”.

El Intendente Valentín Volta Valencia llegó nuevamente hasta el mencionado campamento, acompañado por los secretarios regionales ministeriales de Obras Públicas, César Benítez; de Justicia, Alejandra Pozo; de Minería, Amanda Pérez; de Educación, Juan Carlos Vega; el director del Injuv, Víctor Santoro; el director regional de ONEMI, Mauricio Soriano, entre otros.

En el lugar, Volta, reiteró que “en el actuar con prontitud, ha primado lo humanitario. No hemos discriminado a nadie. Incluso, se han tomado todas las medidas para que la Policía de Investigaciones y el Registro Civil, puede aportar con le recuperación de la documentación de sus identidades, ya que en el incendio perdieron todo. En el bus de Gendarmería, los damnificados han sido trasladados a la oficinas para agilizar los trámites”.

El Intendente Volta,  junto a las autoridades recorrió el sitio del siniestro, comprobando el término de los trabajos de limpieza, como también el orden en la recolección de ayuda; la vigilancia a cargo de Carabineros, la regularización de la documentación perdida y la instalación de los baños químicos.

En diálogo con los pobladores y en el marco de la emergencia con 40 familias damnificados, la máxima autoridad regional reiteró que se trata de una toma ilegal. “En lo estrictamente humanitario estamos coordinando y gestionando con organizaciones como el Hogar de Cristo y un Techo para Chile, el apoyo de empresas privadas. Ha llegado numeroso ayuda, muy valiosa por lo demás, como el agua envasada, los alimentos no perecibles y baños químicos. ONEMI habilitó un albergue con todo lo que requiere una emergencia. También está colaborando Carabineros. De igual manera, estamos instando a los damnificados a inscribirse en comités de viviendas, para que de manera ordenada y regularizada puedan optar a la solución definitiva”.