San Francisco de Chiu Chiu será sede de la primera Fiesta Costumbrista de los pueblos andinos de Alto El Loa

Publicado el 24/04/2015

 

Productores exhibirán lo mejor de las tradiciones, costumbres y el turismo con concursos como el rallado de la zanahoria y competencias de hilado, además con degustaciones de Patasca y otros platos típicos

Toda la riqueza cultural y gastronómica de los pueblos andinos de Alto El Loa se dará a conocer este viernes, sábado y domingo en San Francisco de Chiu Chiu en la Fiesta Costumbrista que se desarrolla por primera vez en el Parador Agroturístico Ckaitchi Tarar. Artesanía, juegos criollos, muestra de animales, concursos y una serie de actividades preparadas para disfrutar en familia, resaltando los aromas, sabores y saberes de la cultura atacameña, quechua y aymara atesorada, guardada y conservada en sus habitantes.

Una iniciativa impulsada por la Red de Turismo Rural Calama – Alto El Loa, que reúne a 25 emprendimientos que buscan dar a conocer lo mejor de sus costumbres y tradiciones, difundiendo su legado a las generaciones venideras. Técnicas ancestrales, típicas de la zona que serán compartidas con los visitantes, haciéndolos partícipes de una cultura que se mantiene viva y que renace por medio de la unión de estos emprendedores.

RED DE TURISMO

Durante años el objetivo principal de la Red de Turismo Rural Calama – Alto El Loa ha sido potenciar las costumbres y tradiciones, poniendo en valor los productos locales que se consolidan por medio de la realización de esta fiesta costumbrista señaló la ejecutiva de la consultora IO, Jenny Veliz. Motivo de orgullo y felicidad que embarga al presidente de la red, Adrián Berna, quien recalcó que con esto se busca unirnos con las diferentes localidades y desarrollarnos turísticamente en Alto El Loa, dando a conocer los atractivos de esta hermosa zona.

Trabajos que se venían realizando en forma individual y que nunca habían contado con una vitrina que los reuniera a todos en una misma instancia, abriéndose a la ciudadanía, manteniendo firme el compromiso con la ancestralidad. Omar Barboza, secretario de la red, manifestó que “hemos ido creciendo en nuestros emprendimientos particulares y ahora se da la oportunidad de crecer en forma masiva y unida”.

ABUNDANCIA

Desde Toconce y empleando técnicas aprendidas de su madre y que hoy le permiten emprender, dando sus primeros pasos en cerámicas hechas a mano, es lo que exhibirá la productora Dionisia Berna. Además, ofrecerá “Platos de la Abundancia” con productos locales, habas, maíces, chañar, algarrobo, arrope de chañar, galletas, capias y la última novedad que le han solicitado de diferentes lugares, el pan de zanahoria y el tradicional y muy demandado jugo de membrillo.

Productos frescos con insumos locales son los que se utilizarán en la elaboración de queques de zanahoria en tamaños pequeños, medianos y grandes, pastel de choclo, humitas son los que proporcionará Mariela Tejerina. Asimismo, Zenobio Esteban, irá con lo mejor del sector Santa Rosa del Morro de Lasana, exhibiendo hortalizas frescas y listas para adornar las mesas de los visitantes, quienes se deleitarán con variadas degustaciones.

Una muestra que tendrá a la venta corderos asados, los cuales se servirán con papas chicas de Ayquina - Turi, más el característico pebre criollo, pan amasado más los toques y sello propios de Irma Panire, quien también brindará choclos cocidos. Los productores de Alto El Loa, nunca han visto una fiesta costumbrista en sus pueblos y añoran con ansias ver estos tradicionales festejos cerca de los lugares que los vieron nacer, crecer y desarrollarse como personas.

VITROFUSION

Entre las novedades también estarán la artesanía en aros, collares y cuadros que Liliana Astudillo realiza a partir de botellas de plástico y vidrio reciclado, dando forma y representación al arte rupestre hallado en las quebradas de Alto El Loa. Un trabajo que considerará una parte dedicada a la modernidad y otra a los antepasados con cuadros y figuras pictográficas que nacen de la técnica denominada vitrofusión de modelado.

Una práctica en artesanía que es amigable con el medio ambiente y que utiliza objetos que son considerados basura y los transforma en arte, adornando comedores y casas, comercializándose con mucha facilidad, afirma Liliana Astudillo. Una serie de productos que conservan en sí todo el poder, magia y energía del desierto, como también son el té de zanahoria, la textilería en lana de oveja y el sabroso y aromático licor, rica rica sour.

La directora de INDAP Región de Antofagasta, Jannette Araya Villarroel, expresó que este tipo de iniciativas serán apoyadas por INDAP y se circunscriben en los circuitos cortos que impulsa la institución. Se trata, en definitiva, de disminuir intermediarios y aumentar los volúmenes de venta y de ganancias de los productores y agricultores locales que de no contar con estas posibilidades de comercialización se les hace más largo el camino y el respectivo mejoramiento de la calidad de vida de sus familias.

Un evento gratuito y liberado que cuenta con el financiamiento del Gobierno Regional de Antofagasta, por medio del Fondo Nacional de Desarrollo Regional y el 2% destinado a cultura, además del patrocinio del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes e INDAP. Con esto, el Ministerio de Agricultura y los servicios públicos del agro regional brindan más y mejores espacios a los agricultores para que mejoren sus condiciones y así, más temprano que tarde alcanzar, un Chile rural inclusivo.